Arte en la cúpula más grande del mundo

Al cabo de 179 años de trabajo, la catedral de Santa María del Fiore domina el paisaje de Florencia desde el siglo XV,  con la mayor cúpula de albañilería del mundo como corona de la obra de una docena grandes arquitectos y artistas del Renacimiento. ¡El orgullo a la capital de la Toscana italiana!

La catedral y su colosal cúpula, de 45,6 metros de ancho,  es una de las obras maestras del arte gótico, símbolo de la riqueza y del poder de Florencia durante los siglos XIV y XV. Encima de la puerta mayor, un reloj de una sola aguja con obras pintadas al fresco  en 1443 por Paolo Ucello (1347-1475) es uno de los pocos de aquél tiempo que todavía marca las horas.

La construcción de Santa María del  Fiore  empezó en 1296 con el diseño del arquitecto Arnolfo di Cambio y sobre las ruinas de la iglesia de Santa Reparata, que por entonces tenía nueve siglos. Las obras fueron terminadas en 1469 por su colega Verrocchio con la instalación de una linterna sobre la cúpula, diseñada y construida por el arquitecto y escultor Filippo Brunelleschi entre 1420 y 1436.

Brunelleschi (1377-1476) libró una dura batalla para adjudicarse la obra por concurso y convertirse así en el creador de la primera cúpula octogonal  que se construyó sin el soporte de un marco de madera.  Durante 16 años de trabajos,  Brunelleschi hizo varios  dibujos y tuvo que inventar máquinas elevadoras especiales y grúas para izar las piedras y los  más de 4 millones de ladrillos que forman parte de la cúpula, cuyo peso se calcula en 37 toneladas métricas.

Una vez concluida la cúpula, el 25 de marzo de 1436 el papa Eugenio IV consagró a Santa María del Fiore como catedral de Florencia, que por entonces pasó a ser la mayor de Europa, con capacidad para 30.000 personas. La próspera Florencia había logrado sobrepasar la grandiosidad de sus rivales toscanos, Pisa y Siena. La catedral florentina es actualmente una de las más grandes del mundo junto con la  de San Pedro, en el Vaticano, la de San Pablo, en Londres, y la de Sevilla.

En Aula365 tenemos preparadas películas interactivas, resumenes y fichas sobre el paso de la Edad Media a la Moderna, el Humanismo y el arte.

Santa María del Fiore es particularmente notable por sus 44 vitrales, obra de los artistas florentinos más importantes de la época como Donatello (1386-1466) Lorenzo Ghiberti (1378-1455),  Andrea del Castagno (1421-1457) y Ucello. También alberga obras de los escultores Luca DellaRobbia  (1400-1482), Michelozzo (1396 1472) y Miguel Ángel (1475-1564), entre otros.

Otro artista connotado que intervino en el diseño del edificio fue el arquitecto , escultor  y pintor Giotto di Bondone (1267-1337), quien proyectó el campanario, de 82 metros de altura. La última reforma importante la realizó Emilio De Fabris (1808-1883) en el año 1876, al darle a la fachada su actual aspecto neogótico.

Consigna: ¿Qué edificio histórico admiras de tu ciudad?

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

A golpe de martillo salieron los números escondidos en la música

¿Qué relación hay entre los herreros con la música y las matemáticas? Ninguna, si no fuera por el fino oído y la curiosidad de Pitágoras, que intrigado por la sonoridad de los martillazos halló armonía con los números.

Gracias a la imaginación creativa de Pitágoras (582 – 495 a. C.), desde su lejano encuentro con los herreros toda obra musical tiene su sentido numérico y matemático.

El sabio matemático griego, que dio su nombre al más famoso de los teoremas y una escuela filosófica, se lanzó en su juventud a la aventura de buscar conocimientos donde más abundaban: en Egipto, Persia y Babilonia, según antiguos historiadores.

Varios tratados antiguos cuentan que, en sus andanzas, Pitágoras pasó por la puerta de una herrería y quedó intrigado por las sonoridades de los golpes de martillo de diferente peso. Comprobó se usaban herramientas de distinto peso según el trabajo a hacer, además de que las más usadas tenían un desgaste. Esto le despertó la idea de experimentar para hallar la  “armonía de los herreros” y así descubrió que los martillos debían tener unidades de peso 6, 8, 9 y 12 para sonar bien. Descubrió también que todas las asociaciones de dos en dos de esos números resultaban en sonidos armoniosos, salvo en el caso de 8 y 9. Y muchas cosas más que definen el concepto de armonía musical, que habla de los acordes y sugiere la manera más equilibrada de combinarlos para que sean gratos al oído.

Los números están por todos lados dentro de la música! Una sinfonía es una obra para orquesta, dividida en cuatro movimientos, cada uno con un tiempo y estructura diferente. Y el ritmo del tango es 2×4.

El resultado de este encuentro entre el filósofo y matemático griego y los herreros es un buen ejemplo histórico del aprendizaje colaborativo en Aula365.

¿A qué aventura te lanzarías en busca de nuevos descubrimientos? Haz clic aquí: 

¿A dónde te gustaría viajar para aprender y luego innovar? Haz clic aquí: 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.